Los mejores de la década pasada [2016]

Por Gado - Publicado marzo 4, 2020 12:43 pm


Esta vez toca el turno al año 2016 en la revisión de los mejores de la década pasada.

De aquí en adelante, se empezaron a notar cambios en el rumbo en que avanza la industria de los videojuegos.

Títulos como Overwatch, Pokémon Go y No Man’s Sky llegaron para remecerlo todo. Y fue el año en que Project Trico (A.K.A. The Last Guardian) finalmente vio la luz.

Sin más, a lo que venimos.

Sin querer pasarnos a la RAE por las nalgas, para cualquier sistema computacional los números parten en cero, por lo tanto, la década que evaluaremos va del 2010 al 2019.

Hechas las aclaraciones, empezamos.

Patomax

Bethesda sabe que el nombre de Doom es algo que no pueden arruinar, por eso esta reinvención o casi-secuela de los Doom originales tiene el cuidado que todos los fans esperan, tomando también como inspiración el famoso mod de Brutal Doom, logro ser una de las mejores sorpresas del año.


Digan lo que digan Overwatch es un juego que supo hacer muchas cosas bien, haciendo las partidas cortas pero adictivas y dando lugar tanto a la planeación como a la habilidad, solo ensombrecida por la inclusión de microtransacciones y ciertas decisiones para intentar ganar un puesto en la escena de los juegos competitivos.


La primera parte fue bastante entretenida pero dado que solo era multijugador mucha de la historia del juego se perdia en la acción, la segunda parte mejora eso con una excelente historia y con niveles muy creativos que demuestran que no todo esta dicho en los modos para un jugador.


Un excelente juego de estrategia basado en la saga Homeworld, no solo tiene un buen balance de unidades y un árbol tecnológico razonable, si no que además tiene una presentación impecable en su interfaz y como te informa de los objetivos de cada misión, le da ese toque cinemático que muchos juegos tratan pero no logran conseguir.


Si bien para mi gusto SW2 no es mejor en cuanto a historia que la primera parte, si es mejor en cuanto a jugabilidad, sacaron a Stan Bush del retiro para hacer un excelente nuevo tema y además cualquier juego que disguste a los “periodistas especializados en videojuegos” y a los guerreros de la justicia social, es un ganador en mi libro.


Gado

Inquietante. Visceral. Emotivo. Sorprendente. Esta joya indie es una de las obras maestras de todos los tiempos. Limbo me encantó, pero Inside realmente logra transmitir esa atmósfera que otros (con muchos más recursos) no han logrado nunca.


Luego de jugar Splinter Cell Chaos Theory en cooperativo, siempre soñé con un juego en el que pudiera encarnar a mi propio Sam Fisher con varios amigos y enfrentar un escenario realmente adverdo. The Division trajo eso y más. Si bien no es perfecto y hoy contamos con una segunda parte que mejoró en absolutamente todo aspecto, éste marcó un hito.


Quizás no es el mejor juego. Y claramente hubo un montón de promesas sin cumplir. Pero la proeza técnica que fue No Man’s Sky al momento de su lanzamiento, no tenía parangón. La escala galáctica de los escenarios, la tremenda sensación de soledad (para bien o para mal) y el concepto de exploración llevado a un nuevo nivel me cautivó mucho en su minuto. Y si bien tuvieron que pasar un par de años para que se convirtiera en el juego que fue prometido, el viaje desde un gran producto técnico a un gran juego ha sido genial.


Otra joya en la corona de los indies. Uno de los trabajos hechos con más amor en su época, para un fanbase totalmente de nicho. Fue increible que después de tantas iteraciones del maravilloso Harvest Moon y luego Story of Seasons, fuera Stardew Valley en que se llevara el trono de los juegos de granja. Una verdadera gema que merece ser jugada.


Juan Pablo

En pocas palabras, este juego es pura diversión. Naughty Dog agregó otra estrella a su creciente constelación de obras maestras bajo el alero de Sony. No sólo es este el mejor juego de la saga, sino que también es un juego al cual muchos estudios deberían tener como referente.


La última vez que jugué un juego que se sentía tan único y tenía este nivel de accesibilidad, estaba jugando Quake 3 Arena. Sorpresivamente Blizzard  hizo un shooter y sorpresivamente salió bastante bueno. Muchas horas jugadas, tremendamente adictivo y divertidisimo si lo juegas con un grupo de amigos, Overwatch llegó para quedarse.


Si bien esta pequeña joya está fuertemente inspirada en el Limbo, de ninguna manera eso implica que carece de originalidad y excelencia. Limbo es un juego único y brillante, pero INSIDE tomó eso y dió un gigantesco paso hacia adelante. Playdead hizo un trabajo increíble para superar su proyecto anterior. Dentro de este videojuego yace una verdadera obra de arte, un tanto inquietante como apasionante en igual medida.


Un p*to álbum de metal hecho videojuego y el mejor ejemplo de evitar la disonancia cognitiva en los juegos. Todo lo que haces se traduce inmediatamente al personaje generando una descarga de adrenalina como pocas experiencias visuales hacen sentir. Por muy liviana que pueda ser la historia, es una verdadera motivación y explicación para ir desgarrando y destruyendo cada demonio que se te cruce por el camino. Como si fuera poco, tiene una gran jugabilidad que te enseña a base de prueba y error. En resumen, uno de los mejores FPS de la década.


Como veterano de los FPS y de la saga puedo aseverar que Battlefield ha sido mejor que COD durante años (a excepción de BFV), desde BF3 y posiblemente incluso antes de eso, pero el “mainstream” nunca se da cuenta porque un nuevo COD siempre se estrena cada año justo a tiempo para las fiestas, dejando a BF casi siempre relegado a un segundo lugar. No sucedió eso con BF1. DICE entregó un juego magistral que es divertido de jugar y absolutamente hermoso de ver. Cada juego tiene sus defectos y errores, pero este es todo lo que debería ser un FPS de generación actual. Este juego es, como mucho, uno de los mejores juegos de shooters que he jugado. Una increíble campaña y un MP explosivo y divertido.


Soulstuff

Era todo lo que esperaba y más, un juego que entregaba una experiencia similar a un FPS clásico, marcando una especie de renacimiento de los FPS de antaño de los cuales se sumarían Dusk, Amid Evil, Ion Fury entre otros. El juego no es perfecto, rejugándolo en Nightmare se nota más la estructura de Arena – Pasillo – Arena – Repetir pero he estado siendo demasiado crítico de todos los FPS que he jugado de esta lista así que puede que el problema sea yo… ¿Mencioné que el soundtrack tiene un tema que usa como instrumento UNA PUTA MOTOSIERRA?


Todo Ying tiene que tener un Yang y en retrospectiva es extraño que un juego tan reconfortante tenga que salir el mismo año que la salida de un juego de Doom pero así es la cosa. Stardew Valley quería hacer una cosa y esa cosa era ser Harvest Moon y dios mío que lo hizo bien. Irónicamente creo que, después de Doom, es el juego que he comprado en más plataformas. Es un juego para escapar de la locura del día a día por algo más simple, hasta la premisa del juego lo sabe. Si no lo ha jugado hágase un favor y compre este juego.


En esta ocasión, los amigos de Capa 9 no nos acompañan.

¡Comenta algo por el amor de Gordon Freeman!